Torneos

Joachim B. Hansen (-19) ganó el Joburg Open, en Sudáfrica. Fernández Castaño (-5) no aguantó el tirón

Ver leaderboard del Joburg Open

Joachim B. Hansen (-19) ganó el Joburg Open, que finalizó el 22 de noviembre en el Randpark G.C. (par 71) en Johannesburgo. Con dos golpes de ventaja sobre el sudafricano Wilco Nienaber, de 20 años; la mayor experiencia del danés, diez años mayor que la gran esperanza del golf en Sudáfrica, se impuso en los nueve últimos y definitivos hoyos y sirvió para que Hansen lograra su primera victoria en el Tour Europeo.

Nienaber, a sus veinte años, es el futuro del golf sudafricano: un jugador alto y delgado, nada que ver con el físico de Bryson DeChambeau, pero que pega el driver a la misma distancia que el norteamericano, yarda, más, yarda menos, sin necesidad de subir de peso, ni de aumentar sus músculos, ni de estudiar física aplicada al golf.

EL ANTÍDOTO DE BRYSON DECHAMBEAU

En el Circuito Europeo, donde ha disputado 23 torneos y su mejor posición ha sido este segundo puesto en el Joburg Open, donde firmó cuatro tarjetas de 63, 67, 67 y 70 golpes y se consagró como el pegador más largo del Circuito. Su media de distancia con el driver es de 341 yardas y, en la primera ronda del Joburg, el jueves 19, anotó una distancia con el driver de 401 metros. Su pegadas es descomunal… y es el antídoto sudafricano, y por ahora europeo, aunque no creo que dure mucho en el Circuito con el nombre del Viejo Continente.

Con este segundo puesto, y unas ganancias de casi 105.000€, Nienaber se coloca el 64 de la Carrera hacia Dubai, y otras dos buenas actuaciones en los dos torneos que restan antes de la definitiva final dubaití, el joven sudafricano podría estar entre los 60 mejores del ranking europeo.

FERNANDEZ CASTAÑO NO AGUANTÓ EL FIN DE SEMANA

Con cuatro tarjetas de 65, 70, 71 y 73 golpes, Gonzalo Fernández Castaño acabó (-5) en la trigésima posición. Es una lástima porque el madrileño empezó muy bien la prueba, con seis golpes bajo el par del campo, pero no pudo seguir en la misma línea, sobre todo durante el fin de semana, que parece atragantársele hasta el punto de ir bajando posiciones día a día.

A falta de la ronda dominical, era decimoctavo, a 9 golpes de la cabeza, pero sus 73 golpes del domingo, con cuatro bogeys consecutivos, en los hoyos 8, 9, 10 y 11, le condenaron a esa trigésima plaza.

Esta primera prueba del Swing sudafricano, que tiene programadas otras dos más en las siguientes semanas, nos trajo, al menos, la buena noticia de ver a Gonzalo Fernández Castaño en el top 30 y la esperanza de verle entre los mejores en la próxima semana. El madrileño, que llegó a Johannesburgo el martes, tras jugar el lunes en Madrid la previa del Mayakoba Classic, en la que no pudo clasificarse, sigue teniendo muchos seguidores en España que desean verle superar este bache que, esperemos, dure poco tiempo.

Seis eran los españoles que viajaron a Sudáfrica para disputar el primero de los tres torneos del Swing de Sudáfrica. Álvaro Quirós (-3) fue el segundo de los hispanos, en el puesto 42; en el 51 (-2) acabó Adrián Otaegui y Sebastián García Rodríguez (+3) finalizó el 74. Ellos son los cuatro que pasaron el corte, establecido en la mañana del sábado 20, debido al retraso del viernes, por las tormentas. Finalmente, Emilio Cuartero y Adri Arnáus, los otros dos españoles que iniciaron la prueba, se quedaron fuera del fin de semana, al que pasaron 79 jugadores,

El Joburg Open se jugó (19-22 noviembre) en Johannesburgo, con mayoría de jugadores sudafricanos y los seis atrevidos europeos que tendrán otras dos oportunidades para subir posiciones e intentar arañar una plaza para la Gran Final de Dubai que se disputará del 10 al 13 de diciembre, en el Jumeirah Golf Estates, donde estarán los 60 mejores de la Carrera hacia Dubai y que está dotada con 8.000.000$.

Los dos Adrianes, Otaegui y Arnáus, que acuden a la prueba de Johannesburgo, dotada con 1.200.000€, tienen como objetivo esa final de Dubai. El primero está clasificado ya que ocupa la trigésima posición del ranking europeo, pero el segundo, que es el 56, y no ha empezado bien la gira, tendrá que luchar para mantenerse dentro de los puestos que dan derecho al DP World Tour Championship dubaití. Los otros cuatro están muy lejos de alcanzar ese objetivo.

Comentar