Torneos

Matteo Manassero, el ‘Romeo de Verona’, ganó a Louis Oosthuizen en Singapur, después de tres hoyos de play off

(En la imagen, Matteo Manassero con el trofeo conseguido en el Barclays Singapore Open. Foto Getty Images, cedida por el European Tour).

Ver resultados y clasificación del Barclays Singapore Open

Finalmente, después de tres jornadas interrumpidas por las fuertes lluvias, el sol salió en Singapur y el  Barclays Singapore Open pudo finalizar el domingo 11. Incluso se alargó tres hoyos más debido al play off que sirvió a Matteo Manassero para convertirse en el jugador que ha ganado tres torneos del European Tour antes de cumplir los 20 años, lo que no sucederá hasta abril del próximo 2013. Sus anteriores triunfos fueron en Castellón (2010) y en Malasia (2011).

El joven italiano, que tiene su residencia en la localidad de Verona, donde Romeo y Julieta vivieron sus amores, tuvo que terminar en la mañana/madrugada de Singapur la tercera ronda que había quedado inacabada, y que finalizó como líder después de firmar 64 golpes, siete bajo el par  71 del Sentosa Golf Club, salió embalado hacia el triunfo en la cuarta ronda y estuvo a punto de conseguirlo. Sin embargo, Louis Oosthuizen acabó empatándole (-13) en los últimos hoyos y terminó su ronda con un 67, frente al 69 del italiano.

Rory McIlroy acabó con un eagle en el hoyo 18 y mantiene su número 1 del ranking mundial y el liderato de la Carrera hacia Dubai, al quedar tercero (-10), a tres golpes de la cabeza de la tabla. A pesar de haber acudido a Singapur con su novia, la tenista Carolina Wozniaki, a la que hizo darse un madrugón el viernes 9, solo para jugar 12 hoyos, el norirlandés se tomó muy en serio el torneo y la próxima semana acudirá a Hong Kong, aunque el torneo es solo de 2.000.000 € para seguir manteniendo sus dos lideratos.

Como curiosidad recordemos lo que su novia, la tenista danesa explicó tras el madrugón del viernes día 9: "el golf no me gusta como profesión porque eso de levantarse a las cinco de la mañana es muy fuerte". A pesar de todo ha acompañado al norirlandés a todas partes.

Este Barclays Singapore Open, antepenúltima cita antes de llegar a la Gran Final de la Carrera hacia Dubai, es un torneo muy bien dotado económicamente y sus 6.000.000 $ han atraído no solo al norirlandés y al norteamericano Phil Mickelson, sino a jugadores de la talla de Adam Scott, Padraig Harrington, que no pasó el corte, Louis Oosthuizen o Francesco Molinari. Lástima que las lluvias no hayan permitiendo un normal desarrollo del juego.

Phil Mickelson, al que patrocina el banco que da nombre a la prueba, y que está jugando bien en esta gira asiática no tuvo un buen primer día y acabó en el puesto 94, con los 18 hoyos finalizados y un resultado de dos sobre el par del campo. A punto de no pasar el corte, un birdie en el último hoyo del viernes le salvó de la quema y con +1, cifra en la que se estableció el corte, se quedó en Singapur el fin de semana. Al final, Mickelson demostró su clase al finalizar decimocuarto (-5).

LOS ESPAÑOLES, MAL

De los seis españoles que iniciaron el torneo de Singapur, cuatro pasaron el corte y Miguel Ángel Jiménez, una vez más fue el mejor, aunque no fue un torneo en el que brillara su juego. El "Pisha" acabó el 33, al par. Peor lo hicieron Rafa Cabrera y Pablo Larrazábal (+3) que acabaron en el puesto 50. El catalán tuvo la paciencia de esperar hasta que terminara el torneo para felicitara Matteo Manassero, del que es muy amigo.  Pablo Martín que necesitaba imperiosamente un resultado entre los diez primeros para intentar conservar su tarjeta que, de momento, tiene perdida para 2013, y que empezó en puestos de cabeza los dos primeros días, terminó el 58 (+5) y su continuidad en el Tour sigue en peligro.  Alejandro Cañizares y  José Manuel Lara tuvieron que volverse a casa.

En Singapur no están Sergio García, que se ha tomado unas vacaciones interminables y que muchos aficionados no comprenden, ya que no se tienen noticias de que el castellonense tenga algún problema físico, ni Fernández Castaño, que ha tenido discrepancias con la organización y no ha querido acudir a defender el título del pasado año, ni Álvaro Quirós, que anda buscando su swing.

Nacho Garrido tampoco está en Singapur, pero sí acudirá a Hong Kong la próxima semana, con los deberes hechos, afortunadamente, y la tarjeta de 2013 en su bolsillo.

No es posible comentar.