Torneos

Korda, oro; Inami, plata y Ko, bronce, en los JJ.OO de Tokio. Carlota Ciganda (39) y Azahara Muñoz (50)

Consulta de resultados

Horarios de salida 

El golf ha bajado el telón en Tokio, sus segundos Juegos Olímpicos en este siglo, con una emocionante ronda final de la prueba femenina de la que ha salido ganadora, no sin sufrir, la gran favorita, la estadounidense Nelly Korda. Carlota Ciganda, en el puesto 29 con -4, y Azahara Muñoz, en el 50 con +6, comenzaron de forma sobresaliente la prueba, pero un batacazo en la segunda jornada les hizo perder las opciones de medalla.

En esta cuarta ronda en Kasumigaseki Country Club, Saitama, ambas golfistas han seguido con la dinámica de la tercera: Carlota Ciganda, que ha firmado tres tarjetas bajo par, jugando bien de tee a green pero sin acierto con el putt, y Azahara Muñoz a la búsqueda de buenas sensaciones con el drive. Hoy ha jugado mejor, pero los putts no han entrado.

La golfista navarra ha invertido 69 golpes (-2) en estos últimos dieciocho hoyos. Esta vez sí ha podido llevar el control de su vuelta casi totalmente, sin los vaivenes del jueves, y se ha despedido con el buen sabor de boca que dejan tres birdies en los últimos hoyos. No ha sido suficiente para ganar posiciones e igualar la vigésimo primera plaza de los Juegos de Río, pero sirve para cerrar la semana con sonrisa.

“He jugado bastante mejor hoy; de hecho ha sido el mejor de los cuatro días de tee a green. Ha sido una pena no haber hecho algún birdie más. Los bogeys han sido dos tripateos, una lástima. Me hubiera gustado acabar con una buena vuelta para subir puestos”, contaba Carlota Ciganda al término del día, cuando la lluvia comenzaba a arreciar sobre Kasumigaseki.

“De estos juegos me llevo una experiencia increíble, me gusta mucho representar a España. Ojalá pueda estar dentro de tres años en París luchando por una medalla”, concluía la golfista de Ulzama.

Semana de más a menos para Azahara Muñoz

Llegaban estos Juegos Olímpicos en buen momento para Azahara Muñoz, con muchas ganas de hacer una semana completa sólida. Se veía con un juego ordenado que hacía presagiar algo bueno. Pero el golf es caprichoso, y a veces las cosas no salen cuando más se trabajan. La andaluza se ha despedido de Japón con sensaciones encontradas.

En esta ronda final su juego ha sido mejor desde el tee, posición desde la que ha sufrido toda la semana, pero el putt no ha funcionado. Así, los birdies se han ido escapando y con ellos la opción de volver a jugar bajo par, como ya hiciese, y brillantemente, en la jornada inaugural. 72 golpes hoy, uno sobre par.

Dos birdies en el día -tres en los últimos 54 hoyos- que tampoco han servido para igualar el resultado de hace cinco en Tokio.

“Hoy ha sido un poco más de lo mismo, no me han entrado los putts y he tenido que ir remando todo el día. Así es muy difícil. Sinceramente no me llevo gran cosa de estos Juegos; el primer día jugué muy bien, pero a partir de ahí no han salido bien las cosas, y es una pena porque venía haciendo buenos entrenamientos y tenía muchas ganas de jugar aquí. Ahora hay que aprender de por qué las cosas no han salido”, se sinceraba la andaluza.

Emoción hasta el final en la lucha por las medallas

El día, interrumpido por tormentas en los momentos más emocionantes, ha dejado una lucha encarnizada por las medallas. Incluso Nelly Korda (-17), intratable toda la semana, se ha hecho terrenal y ha sufrido para retener la primera posición por el empuje de la sorprendente japonesa Mone Inami (-16), que se ha permitido el lujo de arrebatar en play off la medalla de plata a Lydia Ko (-16).

Sin presea ha quedado finalmente la india Aditi Ashok (-15), acompañada por su madre en las labores de caddie, como toda la semana. El suyo ha sido uno de los rostros que quedan de una semana diferente con un desenlace a la altura de unos Juegos Olímpicos. Dentro de tres años, en París y, esperemos, con público abarrotando las calles de Le Golf National, continuará la aventura olímpica del golf.

CLASIFICACIÓN FINAL

1.- Nelly Korda (USA) 267 (67+62+69+69)

2.- Mone Inami (JPN) 268 (70+65+68+65)

3.- Lydia Ko (NZE) 268 (70+67+66+65)

29.- Carlota Ciganda (ESP) 280 (68+73+70+69)

50.- Azahara Muñoz (ESP) 290 (69+76+73+72) 

CRÓNICA DE LA TERCERA JORNADA

Las integrantes del equipo español no han podido resarcirse de la discreta segunda jornada que prácticamente tumbó sus opciones en la prueba femenino de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020; sin embargo, el tercer día de competición ha dibujado el camino a seguir en los 18 hoyos que restan de competición, y no es otro la casta con la que Carlota Ciganda ha enderezado su ronda en los últimos hoyos en Kasumigaseki Country Club.

Esta tercera jornada ha concluido sin apenas movimiento en la clasificación para las dos españolas: la golfista navarra es vigésimo novena con -2 al total, a seis golpes de unos diplomas olímpicos que se antojan inalcanzables, y Azahara Muñoz es cuadragésimo octava con +5.

En el resultado de ninguna de las dos vueltas con sello español se adivina una gran reacción al resultado de la segunda jornada, pero escarbando se encuentran rasgos muy positivos. Y es que ninguna tiene intención de dejarse ir, ni mucho menos. Contemplen la tarjeta de Carlota Ciganda, de 70 impactos (-1), y entenderán este comentario.

La golfista de Ulzama volvió a poner su vuelta en marcha ya en positivo, con un bogey al hoyo 11. Se le escapó algún birdie por esos primeros nueve hoyos -sólo cazó el del 15-, y en su lugar se topó con dos mazazos en forma de bogey al 17 y 18 que podían haberla tumbado definitivamente.

Pero Carlota Ciganda se levantó y siguió pegándole bien al drive, la faceta que mejor rédito le ha dado en este torneo. Todavía se le escapó algún birdie antes de enlazar esa secuencia que debe darle impulso de cara a este sábado: birdie al 5 – eagle al 6 – birdies al 7. Parcial de -4 para levantar una vuelta que se había empinado de mala manera.

“He seguido luchando. Buen eagle al 6, que es un par 4 corto, con una buena madera 3 y un gran putt, y otro buen putt al 7. Contenta con ese final, aunque me gustaría estar más arriba. Me gusta darlo todo hasta el final, y mañana iré a hacer pocas”, contaba Carlota ya con la ronda concluida.

Azahara Muñoz, lastrada por el drive, cierra el día sobre par

Azahara Muñoz, por su parte, sigue en la búsqueda de una estabilidad con el drive que le permita seguir la directriz marcada en los días previos: encontrar siempre calle para no jugar desde el peliagudo rough de Kasumigaseki CC. En esta tercera jornada, resuelta con 73 golpes (+2), no ha terminado de encontrar la clave.

La andaluza enganchó una segunda tarjeta consecutiva sobre par con un solo birdie, consecuencia principalmente de su desacierto con el drive. “He tenido que hacer un montón de approachs y putts porque no le estoy pegando bien al drive, y desde el rough es muy difícil jugar, y más ahora que los greenes se están poniendo duros”, explicaba.

Tres bogeys, uno por ellos por primeros nueve hoyos y otros dos por los segundos, salpicaron una ronda “dura” en la que, según contaba la protagonista, le pegó a la bola peor que en las dos jornadas anteriores. El objetivo ahora es reencontrar sensaciones y luchar por poner un buen final a esta segunda aventura olímpica.

Nelly Korda sigue mirando el torneo por el retrovisor

Y es que nadie le tose a la número uno del mundo. Por tercer día consecutivo, Nelly Korda ha jugado bajo par (69, -2), si bien su tercera ronda ha estado lejos de la brillantez de la segunda, en la que dio todo un golpe de autoridad.

La menor de las hermanas Korda domina con -15 al total y tres golpes de ventaja sobre la india Aditi Ashok, que actualmente es la número 200 del Ranking Mundial pero que está jugando con la seguridad de quien se desenvuelve habitualmente en los domingos de los majors. Hoy, 68 golpes (-3). Por detrás aparece ya la australiana Lydia Ko (-10), una rival temible por la plata.

La mejor vuelta del día, un magnífico -6, ha sido para la ecuatoriana Daniela Darquea.

CRÓNICA DE LA TERCERA JORNADA

Día duro para la delegación española de golf en la prueba femenina de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Tras una alentadora primera ronda, Carlota Ciganda (T30 con -1 al total) y Azahara Muñoz (T46 con +3) han perdido el paso en la clasificación en la segunda con sendas vueltas sobre par en Kasumigaseki Country Club, marcadas por inicios complicados.

El intenso calor, nuevamente por encima de los 40 grados, y la elevada humedad volvieron a condicionar una jornada que será recordada por la exhibición, una más esta temporada, de la número uno del mundo, la estadounidense Nelly Korda, que se ha puesto al frente del torneo con una autoridad imponente.

Dos doble bogeys marcan la ronda de Carlota Ciganda

Carlota Ciganda ha concluido en el día con una vuelta de 73 golpes (+2) que le deja con -1 al total, lejos de la zona de las medallas que ahora está en -9. Su ronda fue una montaña rusa de emociones en toda regla con dos momentos especialmente duros que acabarían por marcar su día, sendos doble bogeys al inicio de cada vuelta.

Empezó con un 6 al primer hoyo del que se recuperó con un buen birdie al 2 para volver a caer en el 3. En solo tres hoyos, la navarra ya había cosechado tres resultados distintos, y ninguno era el par. Después llegaron otro par de bogeys al 7 y 9 con un gran eagle intercalado en el 8. Lo dicho, una montaña rusa de la que debía intentar salir airosa.

Esta tendencia prosiguió en los segundos nueve hoyos; birdies al 10, 12 y 14, doble bogey al 11 y un doloroso bogey al 18 con el que se certificó ese +2 en el día que aleja a la luchadora golfista de Ulzama del objetivo marcado.

Azahara Muñoz no encuentra el camino del birdie

También en el caso de Azahara Muñoz la ronda nació ya torcida y así se quedó. En su caso fue un bogey al hoyo 3 el que marcó el devenir de una jornada en la que la andaluza no encontró nunca la forma de cortar la hemorragia: no consiguió aprovechar ninguna de las opciones de birdie que se dejó.

Cerró los primeros nueve hoyos con +2, lo que le obligó a arriesgar más de lo que hubiese deseado en los segundos nueve. El final, igual que le ocurrió a Carlota Ciganda, resultó especialmente duro, con bogeys al 16 y 18 que le han hecho caer con fuerza en la clasificación, casi cuarenta puestos.

Nelly Korda revienta la competición con un 62

Sin duda, esta segunda jornada de competición ha quedado marcada por la imponente exhibición de la número uno del mundo, la estadounidense Nelly Korda, autora de una tarjeta de 62 golpes (-9) con dos tramos absolutamente espectaculares: entre los hoyos 5 y 9 firmó un parcial de -6 y entre el 12 y el 17, de -5. Sólo su doble bogey al 18 sirve para alimentar las esperanzas de sus rivales.

La norteamericana domina ahora con -13 al total y un mullido colchón respecto del resto de aspirantes al Oro.

Asimismo, el día ha sido especialmente productivo para la delegación danesa, que ha situado a sus dos representantes entre las cuatro primeras de la clasificación. Nanna Koerstz Madsen y Emily Kristine Pedersen comparten la segunda plaza con la india Aditi Ashok, todas ellas con -9.

CRÓNICA DE LA PRIMERA JORNADA

Vídeo declaraciones Carlota Ciganda y Azahara Muñoz

Si en la previa hubiésemos preguntado a Carlota Ciganda (T4, -3) y Azahara Muñoz (T7, -2) cómo sería su estreno soñado en sus segundos Juegos Olímpicos, no hubiesen esbozado un guion muy diferente del que se ha desarrollado este miércoles en las cuidadísimas calles de Kasumigaseki Country Club, Saitama. Ambas mantienen intactas sus opciones de medalla, una situación que quieren mantener hasta el asalto final.

No fallaron las predicciones apuntadas por el técnico Marcelo Prieto: Saitama amaneció con unas condiciones cuando menos peculiares, si no adversas, para las jugadoras: temperatura bordeando los 40 grados y una humedad cercana a al 90 por ciento. Con este panorama, era imperioso otorgarle a las provisiones de agua el valor de un palo de la bolsa.

La estrategia pergeñada en la última ronda de entrenamiento por Marcelo Prieto surtió el efecto deseado en los dos casos. Contaba Carlota que a una jugadora como ella, que va largo, este campo podía concederle alguna ventaja: “si le pegas largo con el drive puedes pasar algunos bunkers y jugar el golpe a green con un palo más corto”, explicaba.

Tal cual lo contó lo fue poniendo en práctica. Su vuelta, más movida que la de Azahara, arrancó de la mejor manera, con un buen birdie, pero en su caso las adversidades llegaron antes de lo esperado: los bogeys al 3 y al 4 recordaban que cualquier escapada al rough era sinónimo de peligro.

Aguantó la navarra hasta que llegó uno de esos momentos de iluminación en los que Carlota parece levitar sobre el campo. Enganchó una secuencia de cuatro birdies en cinco hoyos, entre el 8 y el 12 -ojo a los dos magníficos putts del 11 y 12-, que volcó la clasificación y desplazó los focos de las hermanas Korda y compañía a la pundonorosa golfista española.

El bogey volvió a asomar en el hoyo 16, pero un nuevo acierto, el sexto de la mañana japonesa, espantaba cualquier atisbo de frustración. Gran debut para Carlota Ciganda, que pese a ello, no se mostraba del todo satisfecha con el juego: “Puedo jugar mejor. Ha sido un gran resultado porque he metido buenos putts, pero de cara a las siguientes jornadas tengo que dejarme mejores opciones de birdie”.

Azahara Muñoz brindó nueve primeros hoyos impecables

Debutó primero Azahara Muñoz exhibiendo esas ganas que ya había anunciado desde que hace cinco días pusiese un pie en Japón. “Estoy deseando comenzar a jugar”, decía. Sus primeros nueve hoyos fueron sencillamente impecables, con birdies a los hoyos 2, 7 y 8.

Esa inercia le llevaba directamente al liderato, pero golf es golf y un debut en unos Juegos es cosa seria; indudablemente estaba por llegar el momento delicado de la vuelta. En el 10 cayó el primer bogey, perfectamente compensado con el cuarto y último birdie del día en el 13. Dolió más ese segundo bogey al 17, que de ninguna forma ensucia un inicio esperanzador de la andaluza.

Al término de su ronda, la propia Azahara Muñoz explicaba sus sensaciones. “Todo lo que sea comenzar bajo par es un buen resultado. Le he pegado bien al drive y he evitado los problemas, salvo en el 17. Aquí hay que estar en calle. Los greenes se han puesto duros y rápidos, y va a ir a más”, contaba.

La sueca Madelene Sagstrom (-5) se cuela en la fiesta de Nelly Korda (-4)

En la fiesta de la número uno del mundo, la estadounidense Nelly Korda (-4), se colaron la india Aditi Ashok (-4), la golfista más joven en Río hace cinco años, y la sueca Madelene Sagstrom (-5), que es la primera líder de una competición que ha dejado un total de veintidós rondas bajo par.

Este jueves Azahara Muñoz juega en uno de los primeros partidos del día (00:41, hora española) de nuevo en compañía de la taiwanesa Weiling Hsu y la británica Jodi Ewart Shadoff. Por su parte, Carlota Ciganda pincha bola a la 01:25 junto a la tailandesa Ariya Jutanugarn y la surcoreana Hyojoo Kim.

No es posible comentar.