Torneos

James Robinson arrasa en el Gecko Tour de Marbella Golf y Santa Clara

 
Michael Campbell puede estar hoy bien orgulloso de James Robinson y James Watts. Ambos, jóvenes y británicos, han acaparado la primera y segunda posición de la novena prueba del Gecko Pro Tour que se ha celebrado en los recorridos de Marbella Golf Country Club y Santa Clara Golf Marbella.
Que Michael Campbell esté orgulloso de ti no es poca cosa. El neozelandés es uno de los grandes del golf de los últimos años, un guerrero maorí disfrazado de golfista y ganador del US Open. Él, Campbell, es quien da nombre a la academia de golf del Hotel Villapadierna a la que están adscritos Robinson y Watts y donde habitualmente se entrenan. No lo duden, esté donde esté, el gran campeón habrá sacado el puño cuando se haya enterado de los resultados del torneo.

Robinson no sólo ha ganado la prueba. Su actuación ha sido cum laude. Ha cortado la dos orejas y el rabo a los dos campos, Marbella Golf Country Club y Santa Clara Golf Marbella, que han presentado unas condiciones excelentes. Su resultado es de otra galaxia. En los tres días de competición ha realizado 197 golpes (-18), a razón de 64-65-68. Un festival extraordinario que le ha permitido ganar con la friolera de siete golpes de ventaja sobre su compañero de Villapadierna, Watts. Tercero ha sido Gabriel Cañizares, a nueve impactos del vencedor.

Las estadísticas de Robinson son para enmarcar. Veintiún birdies en tres días de competición es algo estratosférico. Concretamente, supone mantener una secuencia sideral de un birdie cada menos de tres hoyos. Incontestable para el resto. Robinson se quita así de un plumazo la espina que se le quedó clavada la semana pasada, cuando salió líder el último día en La Quinta y tuvo que ceder finalmente ante el empuje del sueco Tobias Rosendhal. “Sabía que estaba jugando muy bien y que podía llegar la victoria. Estoy muy contento. La semana pasada me quedé cerca de ganar y esta vez preferí no hacerme muchas ilusiones hasta no verme con el trofeo”, señaló nada más firmar la tarjeta.

Robinson destacó el alto nivel de preparación de los dos campos y, sobre todo, las condiciones de los greenes. Además, recomendó a todos los ingleses que se apunten y jueguen el Gecko Pro Tour en esta época del año donde en su tierra es casi imposible practicar y competir. “Es un magnífico circuito. Está perfectamente organizado y es un test muy interesante para cualquier profesional. Para mí es una excelente preparación para el Challenge Tour, circuito para el que tengo la tarjeta completa este año”.

El otro nombre destacado del torneo ha sido Jason Timmis, buen amigo de Robinson que el segundo día batió el récord del campo en Santa Clara con una vuelta espectacular de 61 golpes. “No me extrañó que hiciera ese resultado porque lo conozco muy bien y tiene unas condiciones espléndidas”, apostilló el ganador.
La próxima prueba de The Gecko Pro Tour, la décima del calendario, tendrá lugar el 3 y 4 de febrero en el recorrido de Río Real Golf & Hotel.

No es posible comentar.