Torneos

Thomas Bjorn (-11) ganó el Johnny Walker de Gleneagles en el play off. Larrazábal fue segundo y Garrido, octavo

Cinco hoyos de play off fueron necesarios en el Centenary Course del Resort escocés de Gleneagles, para que el danés Thomas Bjorn, que vive una segunda juventud triunfal en el golf, a sus 47 años, después de una larga temporada de sequía, se hiciera con su segunda victoria del año. Con las cuatro vueltas finalizadas en el complicado y blando campo, debido a las lluvias, donde se celebrará la Ryder de 2014, cinco jugadores, cinco, empataban (-11) y tenían que dirimir el triunfo y los 156.572 € del primer premio, en un play off que volvió al hoyo 18 y que necesitó también de cinco pasadas por su green hasta que Bjorn se hizo con la victoria gracias a un birdie que pudo más que el par del suadfricano George Coetzee. 

Pero si Coetzee fue la última víctima del veterano danés, antes habían caído, el austríaco Bernd Weisnberger, en el primer hoyo del play off, que siempre fue el dieciocho; Pablo Larrazábal aguantó una embestida más y Mark Foster cayó a la cuarta, después de que en la tercera empataran a birdies los tres que quedaban. Asó, Bjorn y Coetzee se lo jugaron en la quinta pasada por el último hoyo y la mala salida del joven sudafricano condicionó sus siguientes golpes, hasta terminar con el par, que no fue suficiente para ganarle al danés, el mejor sin duda alguna en la aproximación al green con el tercer golpe, en un larguísimo par 5 al que muy pocos jugadores, por no decir ninguno, pudo llegar a green de dos golpes.

Pablo Larrazábal (70, 78, 70, 69), que salía a tres golpes de los líderes en la cuarta ronda, pudo alcanzarlos y sumarse así al multitudinario play off. El catalán pudo haber ganado el torneo de calle si no hubiera sido por sus malas sensaciones con el putt, especialmente en la tercera jornada, y más en concreto con el corto putt que falló en el segundo hoyo del play off que le mandó al vestuario antes de tiempo. De todos modos, su segundo puesto le ha valido para volver a meterse entre los diez primeros de la Carrera hacia Dubai y para demostrarse a sí mismo y a los aficionados españoles que, de aquí, en adelante, tendremos que contar más de una vez con Pablo Larrazábal.

 Nacho Garrido (67, 69 69 y 74), que estaba jugando muy bien, tanto como para tener en su casillero un -11 y salir colíder con Mark Fosters en el partido estelar de la cuarta ronda, empezó muy bien, con dos birdies dominicales, pero empezó a arrugarse y a enfriarse, como el gélido día agosteño escocés, y terminó (-9) a dos golpes de los cinco líderes, en la octava posición. La experiencia de sus 39 años y los muchos torneos a sus espaldas en el Tour Europeo, donde no pierde la tarjeta desde que empezó a jugar y se clasificó para la Ryder, cuando rondaba los veinte años, no fueron suficientes razones para que el madrileño se reencontrara con la victoria.

Otro español destacado, de los seis que pasaron el corte, fue Carlos García del Moral (72, 70, 69 y 71), en decimoquinto lugar (-6). Alejandro Cañizares (-1) fue el 38 y en el puesto 54, empatados (+2), Borja Etchart y Jordi García.

Ver resultados y clasificación del Jhonny Walker Championship

CRÓNICA DE LA TERCERA JORNADA

GARRIDO Y FOSTER, LÍDERES

Con una tarjeta de cinco birdies y dos bogeys, y un total de 69 golpes en la tercera ronda, Nacho Garrido (-11) es más líder del Johnny Walker Championship, que se disputa en el Resort escocés de Gleneagles, a una hora de Edimburgo. A falta de una jornada para finalizar la competición, que reparte algo más de 1.500.000 €, de los que el ganador se llevará 156.572 €, el madrileño solo tiene el problema de compartir ese liderato provisional con el inglés Mark Foster, que también está haciendo un buen torneo, y los dos saldrán en el partido estelar del domingo 28 de agosto.

La ventaja de ambos jugadores, que disputarán la última ronda como un match play, si siguen manteniendo su buen juego, es que ambos conocen que sus más directos rivales -Thomas Bjorn, Pablo Larrazábal, OPeter Lawrie, Bernd Wiesberger y Anthony Kang, están empatados (-8) a tres golpes, en la tercera posición.

Nacho Garrido (67, 69 y 69), que está jugando muy bien para tener en su casillero un -11, con el ritmo preciso y con la experiencia de sus 39 años, con muchos torneos a sus espaldas en el Tour Europeo, donde no pierde la tarjeta desde que empezó a jugar y se clasificó para la Ryder, cuando rondaba los veinte años, tiene la posibilidade de reverdecer viejos laureles. Enfrente tendrá, amén de los jugadores que vienen por detrás, alguno de los cuales puede tener un buen día y aguarle la fiesta, a un inglés Mark Foster, sin historia ninguna en el Tour Europeo, pero que lleva varias semanas rondando los puestos de cabeza. Un buen reto para el madrileño que depende de sí mismo… con el peligro que tiene eso.

Otra baza española es, también Pablo Larrazábal, al que en la tercera jornada no le ha acompañado el putt, en un campo, par 72 de 6.691 metros, diseñado por Jack Nicklaus, donde se va a jugar la Ryder Cup 2014, que está muy blando debido a las lluvias caídas durante toda la semana. El catalán está jugando muy bien de tee a green y sus tres tarjetas de 70, 68 y 70, para un total de -8, le tiene apostado en la tercera plaza, desde donde muy bien podría atacar a los líderes, en cuanto se descuiden.

Los cuatro españoles que pasaron el corte son: Carlos del Moral, el 17 (-5); Alejandro Cañizares, el 22 (-4) y en el puesto 53, empatados (+1), Jordi García y Borja Etchart, que han ido de más a menos.

El resto de los jugadores hispanos, siete de los trece que iniciaron el torneo, no pasaron el corte. Adrián Otaegui, Pablo Martín, Pedro Oriol, Álvaro Velasco, Chema Olazábal, Manuel Quirós y Alfredo García Heredia tuvieron que hacer las maletas y volverse a España. 

Ver resultados y clasificación del Jhonny Walker Championship

   

CRÓNICA DE LA SEGUNDA JORNADA

NACHO GARRIDO (-8) LÍDER EN GLENEAGLES

Con dos magníficas tarjetas de 69 y 68 golpes, ocho bajo el par 72 del Centenary Course diseñado por Nicklaus en el Resort escocés de Gleneagles, Nacho Garrido (-8) es el líder a falta de dos jornadas en el Johnny Walker Championship. Tras el madrileño, a un golpe, cinco jugadores: Thomas Bjorn, Lorenzo Gagli, Kenneth Ferry, Peter Lawrie y Mark Foster.

En la tercera jornada, Nacho compartirá partido estelar con Thomas Bjorn y esperemos que Garrido siga con la misma progresión que durante las dos primeras jornadas. En el top ten de Gleneagles también hay otro españo: Pablo Larrazábal es séptimo, a dos golpes del líder.

Otros dos jugadores españoles están bajo el par del complicado campo de Nicklaus, a pesar de que está muy blando y los greenes reciben muy bien; sin embargo, la bola no corre con naturalidad, precisamente por la blandura de la superficie. Carlos del Moral ocupa el puesto 28 (-2) y Borja Etchart el 38 (-1).

Al par, donde se ha establecido el corte el viernes 26 de agosto, en el puesto 51, empatados hasta el jugador número 66, figuran Jordi García y Alejandro Cañizares.

El resto de españoles, siete de los trece que iniciaron el torneo, no pasaron el corte. Adrián Otaegui, Pablo Martín, Pedro Oriol, Álvaro Velasco, Chema Olazábal, Manuel Quirós y Alfredo García Heredia tuvieron que hacer las maletas y volverse a España. 

CRÓNICA DE LA PRIMERA JORNADA

MARK FOSTER, PRIMER LÍDER EN GLENEAGLES 

Con la primera ronda suspendida por falta de luz, ya que empezó más tarde de lo previsto debido a la niebla matutina, el inglés Mark Foster es el primer líder (-6) en el Johnny Walker Championship (25- 28 de agosto), con Nacho Garrido (-5) que ha entregado una tarjeta con seis birdies y un solo bogey, a un golpe, en la segunda posición, empatado con el argentino Tano Goya.

El siguiente español de los trece que han iniciado el torneo, es Pablo Martín, en el puesto 21, empatado con su tocayo Larrazábal (-2). Carlos del Moral (-1) es el 51. Al par, empatados, en el puesto 65, están el rookie Adrián Otaegui, Jordi García, Alejandro Cañizares y Borja Etchart. Pedro Oriol y Chema Olazábal ocupan la posición 78 (+1) y el 99 es Álvaro Velasco, acompañado por Manuel Quirós (+2). Ya en el puesto 133 encontramos a Alfredo García Heredia (+4).

Algunas de las grandes figuras europeas están esta semana (25 – 28 de agosto) en The Barclays, el primero de los play off de la FedEx Cup que se juega en New Jersey. Pero son muy pocos los grandes jugadores del Tour Europeo los que participan en el Johnny Walker Championship que comienza el jueves 25 en el complejo escocés de Gleaneagles, con un magnífico hotel y tres campos, en uno de los cuales, The Centenary Course, donde se jugará la Ryder Cup 2014, se celebra también este torneo del European Tour que está dotado con algo más de 1.500.000 €, de los que el ganador se llevará 156.572 €. El campo, un par 72 de 6.691 metros, ha sido diseñado por Jack Nicklaus.

Y si hablamos de figuras, habrá que recordar a los hermanos Manassero, Francesco y Edoardo, que estarán en el tee de salida de una competición en la que el pasado 2010, el ganador fue Edoardo. Naturalmente, el mayopr de los Molinari querrá repetir título, pero ya se sabe que vencer en un torneo del Tour cuesta muy caro. A veces más sudores que euros tiene el premio.

TRECE ESPAÑOLES EN EL TEE DE SALIDA

Trece son los españoles que inicien un torneo en el que no estarán ni Jiménez, que descansará después de sus últimas y desafortunadas actuaciones, ni Álvaro Quirós, al que tampoco le van muy bien las cosas a estas alturas de la temporada. Gonzalo Fernández Castaño también descansa después de dos torneos seguidos, luego de cuatro meses sin jugar por su lesión en la espalda. El que sí estará es Chema Olazábal, que saldrá al campo acompañado por su amigo y predecesor en la capitanía de la Ryder, el escocés Colin Montgomerie, que no podía faltar a la cita del torneo de su terruño. Con ellos formará la terna Thongchai Jaidee. En cuanto a Edoardo Molinari, que defiende título, jugará en compañía de Pablo Larrazábal y de Thomas Bjorn.

Acompañando a Chema y a Pablo, once jugadores más, algunos de los cuales han podido entrar en el cuadro final gracias al escaso interés suscitado por este torneo en una buena parte de los jugadores: tal es el caso de Adrián Ortaegui, Pedro Oriol, Alfredo García Heredia, Borja Etchart o Jordi García. Con ellos estarán los habituales: Pablo Martín, Alejandro Cañizares, Nacho Garrido, Álvaro Velasco, Carlos del Moral y Manuel Quirós.

No es posible comentar.