Torneos

Levy (-19) aguantó el tipo en el Volvo China Open. Quirós (-13), tercero

 

 

 

Ver leaderboard del Volvo China Open

 

 

 

Alexander Levy (68, 62, 70 y 69), con un acumulado de 19, aguantó el tipo y ganó con toda brillantez el Volvo China Open que finalizó en el Genzon G. C. de Shénzen *, en China, el domingo 27 de abril. La segunda posición fue para el inglés Tommy Fleetwood (-15) y la tercera posición para Álvaro Quirós (-13), que inició la cuarta jornada pisando los talones del francés, pero que no pasó del par 72 del campo en la última jornada y se quedó a las puertas del triunfo.

 

El francés Levy, de 23 años, logra su primera victoria en el European Tour -tampoco había ganado nunca en el Challenge- y se embolsa los 389-151 € que le correspondían al ganador. El gaditano (67, 68, 68 y 72) nunca tuvo posibilidades de acercarse al francés, que con Victor Dubuisson y Romain Wattel forman un trío de mosqueteros de la nueva generación de jugadores galos, que buscan un puesto de honor en el European Tour. Ahora ya es Wattel el único que queda por ascender hasta las alturas a las que ya se encuentran sus dos compatriotas y amigos.

 

En cuanto a Álvaro, que lleva de caddy a Raúl Quirós, ha jugado bien, aunque no ha podido rematar en la ronda definitiva. De los diez jugadores que terminaron en el top ten, Quirós ha sido el único que no ha podido ganarle al campo en la última ronda. De ahí su tercera posición, a seis golpes de la cabeza. En cualquier caso, su tercer puesto en solitario le hace embolsarse la cantidad de 146.166 €.

 

La cuarta posición (-12) fue para el italiano Francesco Molinari, que no termina de llegar a la victoria, pero que casi siempre está en los puestos de arriba. En quinto lugar (-11) empataron dos de los favoritos, Ian Poulter y Henrik Stenson, que fueron de menos a más y acabaron, respectivamente, con tarjetas de 67 y 65 golpes. Con ellos acabó el danés Anders Hansen, que firmó un magnífico 63 en la última ronda, aunque ya era tarde para llegar hasta la cima de la clasificación. El otro favorito, el norteamericano Jason Dufner, acabó como «el amigo americano» invitado a la fiesta, en el puesto 54, al par.

 

LOS ESPAÑOLES AL ALZA

 

Además de Quirós, los otros seis españoles que pasaron el corte acabaron al alza en la última jornada, con dos excepciones. Octavo fue Rafa Cabrera (-10), empatado con otros cuatro jugadores, gracias a sus 67 golpes del domingo. El decimotercer puesto, para Eduardo de la Riva (-9), con un 64 final. Decimoquinto, Nacho Elvira (-8), al que los 74 golpes de la segunda jornada le dejaron fuera de toda opción de quedar en el top ten, pero supo rehacerse hasta llegar a ese puesto 15. Adrián Otaegui no supo culminar un magnífico torneo, malogrado con 76 golpes en la última jornada, que le dejaron en la decimonovena posición. En cualquier caso, los dos rookies españoles terminaron en el top veinte. ¡Bien por ellos!

 

Más abajo en la clasificación quedaron Pablo Larrazábal (-4), el 36, y Jorge Campillo, que terminó con dos malas vueltas y quedó (+4) en el puesto 64, de los 68 que pasaron el corte.

 

CUATRO CHINOS DE LA MITAD HACIA ABAJO

 

En cuanto a los chinos, no han tenido mucha suerte en el torneo. Está claro que sus jugadores no tienen el nivel de las chicas, y solo cuatro de los muchos participantes chinos pasaron el corte. El primero de los cuatro clasificados fue Ou Yang-zeng (-4), en el puesto 36. Entre los locales que no pasaron el corte está el niño amateur de 15 años, Guan Tian-lang, que sí lo superó en Augusta, en 2013.

 

El gobierno chino y las empresas extranjeras como Volvo, tienen mucho interés en el mercado de aquel enorme país. Sin embargo, los espectadores no solo brillaron por su ausencia, en las dos primeras jornadas, cosa que es normal en un país con tan escasa tradición en el deporte del golf, sino que tienen poca idea de comportarse en un campo de golf, como es lógico, también por la falta de experiencia. El fin de semana ya hubo más espectadores, sobre todo siguiendo a los partidos estelares.

 

 

 

 

CRÓNICA DE LA TERCERA JORNADA

 

De cara a la última ronda solo cinco jugadores parecen tener opción al triunfo. El primero, como es lógico, es el francés Levy, con sus tres golpes de ventaja; tras él, Álvaro Quirós y Mikko Ilonen, que está (-12), a cuatro golpes del líder. La cuarta posición es para el inglés Tommy Fleetwood y el español rookie Adrián Otaegui que empatan (-11), a cinco golpes de Levy.

 

Esos cinco jugadores son los únicos que tienen  dos dígitos bajo par en la clasificación y no parece que los perseguidores puedan tener opciones para ganar el torneo. Otaegui (68, 66, 71) alternó birdies y bogeys para terminar con solo un golpe bajo par, lo que le hizo retroceder y perder la mayor parte de sus posibilidades para el triunfo final.

 

LOS «EXTRANJEROS», DE FAVORITOS A DESAPARECIDOS

 

Por lo que se refiere a las «figuras» extranjeras que llegaron a China con el marchamo de favoritas, ninguna de ellas ha dado la talla, hasta ahora. El mejor clasificado después de tres jornadas es Ian Poulter, undécimo (-6); Henrik Stenson, con problemas de estómago toda la semana es vigésimoprimero (-4) y Jason Dufner, el amigo americano que casi siempre aparece como florero en torneos de este tipo, pasó el corte al par, por los pelos y es trigésimo (-3).

 

TODOS LOS ESPAÑOLES, MENOS CAÑI, PASARON EL CORTE

 

De los ocho españoles que iniciaron el torneo el jueves 24, siete pasaron el corte.

 

En el puesto 16 empatan (-5) Rafa Cabrera y Nacho Elvira, que hizo 68 golpes en la tercera jornda. Trigésimo es Pablo Larrazábal (-3); el 47, Eduardo de la Riva (-1) y el 55 Jorge Campillo que se desfondó, una vez más, tras pasar el corte e hizo 76 golpes, para un acumulado de +1.

 

De los españoles, solo Alejandro Cañizares -al que ha debido entrarle el síndrome de la victoria, ya que después de su triunfo en Marruecos no ha vuelto a levantar cabeza- se ha quedado fuera del fin de semana, en el puesto 116 y con 7 golpes sobre el par del campo.

 

Fueron 68 jugadores los que superaron el corte, establecido en el par 72 del campo. No lo pasaron Ross Fisher y Nicolas Colsaerts, amén de otros renombrados jugadores.

 

 

 

UN TORNEO VETERANO

 

El Volvo China Open que cumple veinte años de vida, se disputa del 24 al 27 de abril en el Genzon G. C., en Shénzhen *, en la provincia de Cantón, al sur de China y frente a Hong Kong, ciudad del que está separado por el Mar de la China. Es este campo, par 72, un magnífico recorrido que transcurre en un paisaje espectacular.

 

**********************

 

* Shénzhen  es una ciudad subprovincial de 10.3 millones de habitantes localizada al sur de la Provincia de Cantón, en la República Popular China. Es cabecera del municipio de Shénzhen que  cuenta con una población de 8.913.500 habitantes. El nombre de la ciudad tiene su origen en la denominación que daban los habitantes de la zona a las zanjas de los arrozales a las que llamaban zhen o chon. Shénzhen significa «zanjas profundas», debido a que la zona en que la ciudad se asienta es una región atravesada por ríos y en la cual existen profundas zanjas en los arrozales. (Fuente Wikipedia).

 

 

 

 

 

CRÓNICA DE LA SEGUNDA JORNADA

 

Alexander Levy firmó una segunda vuelta, el viernes 25, de 62 golpes en el Volvo China Open, y es líder (-14), con el acumulado de 68 golpes de la primera ronda. Al francés de 23 años le sonó esa flauta que no suele oírse muchas veces en la vida. Ese -10 de la segunda jornada, le coloca líder con cuatro golpes de ventaja -pero ¡ojo con ellos!- sobre el rookie Adrián Otaegui (-10), que es segundo y Álvaro Quirós (-9), tercero.

 

Es curiosa la clasificación en el Genzon G. C. (par 72), en Shénzhen *, en la provincia de Cantón, al sur de China y frente a Hong Kong, ciudad del que está separado por el Mar de la China. El primero es un francés de 23 años, cuya mejor clasificación en el European Tour ha sido un tercer puesto en el BMW International Open de 2013; el segundo, un español rookie en el European Tour; el tercero, otro español ya con experiencia, como Álvaro Quirós, y el cuarto (-8) otro francés ya veterano, Raphael Jacquelin.

 

Adrián Otaegui está jugando muy bien (68, 66) y su -10 acumulado le pone en muy buena situación de cara al fin de semana. En la segunda jornada, Adrián hizo siete birdies por un solo bogey, en el hoyo 9. En cuanto a Álvaro Quirós (67, 68) fue mucho más irregular que el rookie español y terminó su segunda vuelta con seis birdies y un eagle, en el hoyo 17 -el primer día lo hizo en el 13-, par 5, pero tuvo que restarle a la tarjeta 4 bogeys que le dejaron en tercera posición. Veremos lo que hace el líder francés en la jornada «del movimiento».

 

 

 

CRÓNICA DE LA PRIMERA JORNADA

 

 

Tras la primera jornada del Volvo China Open, el jueves 24, Álvaro Quirós (-5), es colíder junto al inglés Simon Dyson. Ambos tienen un golpe de ventaja sobre seis jugadores (-4), entre los que está Adrián Otaegui. Brett Rumford, el australiano que defiende título, es otro miembro del sexteto que ocupa la tercera posición. Por falta de luz algunos partidos quedaron sin terminar.   Álvaro Quirós vuelve por sus fueros… y en China, donde ha tenido buenos resultados. El gaditano, que no gana desde 2010, cuando venció en el Open de España, firmó una primera tarjeta de 67 golpes, con dos birdies para empezar, en los hoyos 1 y 2, bogey en el 10, eagle en el 13, par 5, y birdies en el 13 y el 18, pares cuatro. Con su cinco bajo par empata en el liderato con el inglés Simon Dyson, que lleva también mucho tiempo sin andar por las alturas de las clasificaciones.

 

BIEN LOS ESPAÑOLES

 

De los ocho españoles participantes, seis están bajo el par 72 del campo: además de los citados Quirós y Otaegui, Nacho Elvira (-3) es noveno (sin poder terminar el hoyo 18 por falta de luz), empatado con otros once jugadores entre los  que están Ian Poulter y Raphael Jacquelin. El francés que fue líder (-6) hasta el hoyo 15, se hundió tras hacer un cuádruple bogey en ese mismo hoyo y, a pesar de firmar un birdie en el 18, solo pudo terminar con tres bajo par.

 

El siguiente español, en el puesto 21 (-2), es Rafa Cabrera, y en el puesto 38 (-1), empatan Pablo Larrazábal y Jorge Campillo. Ya sobe par aparecen Eduardo de la Riva, el 69 (+1) y Alejandro Cañizares, que con una mala tarjeta de 76 golpes (+4), ocupa la posición 108.   Es bien rara la situación de Cañi. Tras ganar hace un mes el torneo de Marruecos, no ha levantado cabeza en los siguientes en los que ha participado. Y ahora, en China, no parece que las cosas hayan mejorado.

 

 

 

No es posible comentar.