Torneos

Rafa Cabrera ganó, en play off, el Open de Escocia

 

 

 

 

Rafa Cabrera Bello, ganó de forma brillante, con un 64 en la última ronda, el Aberdeen Asset Management Scottish Open. El español forzó un play off y derrotó al inglés Callum Shinkwin.

 

 

El español  consigue así su tercer título en el European Tour tras los conquistados en el Open de Austria en 2009 y en el Dubai Dessert Classic en 2012, un palmarés que comenzó con tres triunfos en el Challenge Tour.

Rafa (70, 72, 69 y 64) acabó con trece golpes bajo par y tuvo que esperar en la Casa Club hasta que terminara el joven Callum Shinkwin, al que le valía un par en el hoyo 18 (par 5) para ganar. Sin embargo, el inglés, que durante toda la semana estuvo en los puestos de cabeza, firmó un bogey y le dio la oportunidad al canario, que esperaba el final del partido de Shikwhin.

Iniciado el play off, en ese mismo hoyo 18, Cabrera-Bello llegó a greeen de dos golpes, mientras el inglés volvía a llevar su segundo golpe a la izquierda del bunker cercano al green, desde el que no pudo firmar el birdie. Rafa, sin embargo, aunque se quedó a un milímetro del eagle, tuvo suficiente con el birdie para alzarse con el triunfo y el millón de euros largos, de los 7.000.000 € que repartía el torneo, el cuarto de las Rolex Series del European Tour, finalizado el domingo 16 de julio, en el Dundonald Links (par 72), en la lo localidad escocesa de Troon Ayrshire.

Para llegar al desempate, Cabrera remontó siete puestos en la jornada dominical, antes de encarar un playoff con Shinkwin.

Si el año pasado el golf profesional español no consiguió ninguna victoria en el European Tour, esta temporada ya lleva seis títulos conseguidos: Sergio García ha ganado en el Circuito Europeo y en el PGA Tour -el Masters de Augusta-; Jon Rahm ha vencido en el PGA Tour y la semana pasada en Irlanda del Norte; Álvaro Quirós ganó en Italia y Rafa Cabrera lo ha hecho en Escocia. A esos seis triunfos hay que añadir el conseguido por Miguel Ángel Jiménez en el PGA Tour Champions, y Santi Luna en el Circuito Senior Europeo. 

Rafa Cabrera puede constatar después de esta tercera victoria en el European Tour, cinco años después de la segunda, en Dubai, lo difícil que es ganar un torneo de golf. El canario, sin ningún triunfo en la temporada anterior, fue, gracias a su regularidad, a la Ryder Cup. Gracias a esa misma regularidad -fundamental en un deporte como el golf- está entre los veinte primeros del mundo, y es tercero en la Carrera hacia Dubai.

En Escocia, donde había jugadores como McIlroy, que no pasó el corte, Matt Kuchar, cuarto (-8); Ian Poulter y Rickie Fowler (-7) novenos… y otros notables como Patrick Reed, Jason Dufner o Stewart Cink, de los pocos que llegaron de América, Rafa Cabrera se impuso a todos ellos y acabó (-13) como líder en la Casa Club.

Sin embargo, en un torneo como el escocés, participan 156 jugadores y cualquiera de ellos puede ser el ganador. En esta ocasión se trataba del joven inglés de 24 años, Callum Shinkwin, que superaba la barrera del 400 mundial y del centenar en la Carrera hacia Dubai, y que ha sido uno de los colíderes más sólidos, puesto que no se ha bajado de las alturas en las tres jornadas disputadas.

Solo un fallo al quedarse corto con un putt por un milímetro, y firmar un bogey en el último hoyo del recorrido, evitó que Callum pasara a la historia como vencedor de un torneo, cuando, desde que juega en el Circuito Europeo, su mejor puesto ha sido un séptimo en una prueba menor como es la de Madeira.

Así y todo, Shinkwin, desconocido hasta hoy, ha avanzado tantos puestos, que ya es un jugador que cuenta no solo para la Carrera hacia Dubai, sino para colocarse en buena posición en el ranking mundial. Aunque no ha ganado en Escocia, ha logrado, entre otras cosas, su pase para el Open Championship de la próxima semana, en Royal Birkdale.

CRÓNICA DE LA TERCERA JORNADA

A falta de una jornada en el Aberdeen Asset Management Scottish Open, Rafa Cabrera (-5), es octavo, a cuatro golpes de un renacido Ian Poulter, Callum Shinkwin y Andrew Dodt.

Padraig Harrington (-9) que era colíder, después de mucho tiempo, tras dos jornadas, firmó un 79 en la tercera, el sábado 15 y descendió hasta el puesto 23, con un acumulado de -2. Su «renacimiento» golfístico le duró poco tiempo.

Sin Rory McIlroy (+1) que no pasó el corte por segunda vez consecutiva, después de fallar también en el Open de su tierra, Rickie Fowler y Matt Kuchar, empatados (-5) con Rafa Cabrera, entre otros, son los nombres que más pueden inquietar al trío de cabeza, donde el joven inglés de 24 años, Callum Shinkwin, que supera la barrera del 400 mundial es uno de los colíderes más sólidos, puesto que no se ha bajado de las alturas en las tres jornadas disputadas.

Cabrera firmó tres rondas de 70, 72 y 69 y está en buena disposición ante la jornada final. Con un golpe menos, Adrián Otaegui (-4) empata en el puesto 17. Sus tarjetas de 73, 66, 73, ofrecen una esperanza ante la cuarta y definitiva ronda, el domingo 16, ya que los días pares se le han dado mejor que los impares. Y aunque suene a chirigota, en el golf todo hay que tenerlo en cuenta, para lo bueno y para lo malo.

El tercer español, de los cuatro que pasaron el corte, es el incombustible Jorge Campillo que ocupa el puesto 23 (-2) , y ya, en el puesto 29 (-1) , está Alejandro Cañizares.

Fuera del corte, establecido en -1 y que superaron 65 jugadores, se quedó, al par, Álvaro Quirós, junto a los norteamericanos Jason Dufner, Patrick Reed y Stewart Cink, el alemán Martin Kaymer y otros muchos notables. Tampoco pasaron al fin de semana Eduardo de la Riva, Nacho Elvira, Pablo Larrazábal, que tiene el consuelo de estar clasificado para el Open de la próxima semana, y Pep Anglés.

CRÓNICA DE LA PRIMERA JORNADA

Con Mikko Ilonen (-7), líder tras la primera jornada del Open de Escocia, solo dos españoles, Rafa Cabrera (-2) y Alejandro Cañizares (-1) lograron ganarle al campo. Tras el finlandés, cinco jugadores empatan (-5) en la segunda posición: Paul Peterson, Padraig Harrington, Callum Shinkwin, Ian Poulter, Andrew Dodt y Rickie Fowler, el «amigo americano» que no suele faltar a la cita escocesa, para acoplarse al cambio horario, al clima y a los links del británicos.

Otro de los escasos norteamericanos de renombre que están en el Aberdeen Asset Management Scottish Open, que se disputa (13 – 16 de julio) en el Dundonald Links (par 72), en la localidad escocesa de Troon Ayrshire, es Matt Kuchar, que es (-4), octavo. Adam Scott (-3) es decimocuarto.

En la otra cara de la moneda aparece Rory McIlroy, al que el matrimonio no parece sentarle nada bien -en lo que al golf se refiere, no a su vida marital de la que nada sé, ni me importa-. Después de no pasar el corte en su Open de Irlanda (del Norte), en Escocia ha firmado una vuelta de +2 y se encuentra en el puesto 103. El corte se presume en el par del campo, y el viernes McIlroy deberá desplegar su mejor juego para no quedarse fuera del fin de semana por segunda vez consecutiva.

SOLO DOS ESPAÑOLES BAJO PAR

De los nueve españoles que han ido a Escocia, al aperitivo del Open Championship, en el que no estarán los que ahora sí juegan en el Dundonald Links, solo Rafa Cabrera (-2), que podría haber terminado con un birdie más, en el hoyo 18, par 5, pero tuvo la mala suerte de caer al bunker de segundo golpe y encontrarse la bola injugable, pegada al talud, y Alejandro Cañizares (-1) pudieron ganarle al campo. De los otros siete, dos empatan, al par, en el puesto 54, Álvaro Quirós y Jorge Campillo.

Los cinco hispanos restantes están así: Adrián Otaegui y Nacho Elvira (+1), en el puesto 80; el 103 es Eduardo de la Riva (+2); el 133 Pablo Larrazábal (+4), que ha empezado mal y que tendrá que mejorar, ya que tiene plaza para el Open de la próxima semana, y el último español es Pep Anglés (+5), el 142.

MICKELSON, GARCÍA Y RAHM, AUSENTES EN ESCOCIA

Phil Mickelson -hasta ahora asiduo del Open de Escocia-, Sergio García y Jon Rahm no quieren tomar un aperitivo de «whisky-links» antes del Open Championship. En contra de su costumbre, el zurdo californiano no estará en el tee de salida del Aberdeen Asset Management Scottish Open, que se disputa (13 – 16 de julio) en el Dundonald Links, en la lo localidad escocesa de Troon Ayrshire.

Es conocida la alergia de los norteamericanos -y no solo de los que están en el top ten mundial- de jugar en Europa, y si vienen al Open Championship de la próxima semana es casi por obligación. Todos los años, de manera habitual, Mickelson ha estado en Escocia para amoldarse a los links, una semana antes de jugar el Open por antonomasia. Este año, Phil, que sabe lo que es ganar en los dos torneos, el escocés y el British, ha roto su costumbre y solo viajará para estar, el día 21, en el tee de salida del Royal Birkdale. Y como él, la mayoría de los norteamericanos. Solo Rickie Fowler estará en Escocia para amoldarse, no solo al horario europeo -aunque con una hora menos-, sino para jugar, al menos cinco rondas -las cuatro oficiales más una de entrenamiento- en los links del, hasta ahora, Reino Unido.

Ni los 7.000.000 $ en premios que se reparten esta semana, en este torneo que pertenece a las Rolex Series, ni la necesidad de adaptarse al cambio horario y al clima y las diferencias de los links con los campos americanos, han ro son los top ten que han viajado a Escocia: Rory McIlroy (4), que intentará desquitarse del «fracaso» de la pasada semana en su tierra norirlandesa, Henrik Stenson (7), Alex Noren (8) que defiende título, y Rickie Fowler, el «amigo americano» que es noveno del mundo y el representante de sus compatriotas en este torneo. Otros norteamericanos de renombre, pocos, como Matt Kuchar, Patrick Reed o Stewart Cink, ganador de un Open, figuran entre los participantes.

En cuanto a Sergio García y Jon Rahm, también descansan esta semana: el de Castellón porque descansa más que juega -y así le va de bien, de Major en Major y de Campeonato del Mundo en Campeonato del Mundo-, y el vasco porque prefiere asimilar el triunfo de la semana pasada y refrescar las ideas, si es que lo necesita, para el Open.

NUEVE ESPAÑOLES EN EL TEE DE SALIDA

Con las ausencias de los citados Sergio y Jon, en el tee de salida escocés estarán nueve españoles: Rafa Cabrera Bello, Pablo Larrazábal, Álvaro Quirós, Alejandro Cañizares, Jorge Campillo, Nacho Elvira, Adrián Otaegui, Eduardo de la Riva y Pep Anglés.

 

No es posible comentar.