Torneos

Bill Haas puso Hollywood a sus pies al ganar en play off en California. Sergio, extraordinario, fue cuarto

(En la imagen, las letras que indican la situación de Hollywood, sobre la colina que rodea Los Ángeles en California, a cuyas faldas, en el Riviera Country Club, en Pacific Palisades, se celebró el Northern Trust Open. Foto del archivo de Wikimedia Commons).

 

Ver resultados y clasificación del Northern Trust Open

En un final apasionante, de los que hacen afición, Bill Haas se hizo con la victoria en play off, sobre Phil Mickelson y Keegan Bradley, en el Northern Trust Open, que finalizó el domingo 19 en el Riviera Country Club, en Pacific Palisades, a las mismas faldas de Hollywood.

A las faldas de la colina sobre la que aparece el nombre de Hollywood, tres artistas, tres, lucharon por el triunfo en un play off de impresión, ante la mirada de miles de personas que se agolpaban en el anfiteatro natural que rodea el hoyo 18 del Riviera Country Club, un difícil par 71 que solo dejó que el trío que finalizó en cabeza, empatado, le vencieran por siete golpes bajo su par, después de las cuatro jornadas reglamentarias.

Precisamente ese -7 con el que terminaron Haas, Mickelson y Bradley, es el mismo resultado que, otro artista, esta vez español, Sergio García, firmó en la última ronda del torneo, 64 golpes que le hubieran colocado en ese mismo play off, solo con que hubiera hecho el par en las tres anteriores rondas. Sin embargo, Sergio (69, 76, 70 y 64) estuvo a punto de no pasar el corte con su 76 de la segunda ronda y con +3 terminó el viernes en el pelotón final. Sin embargo, tanto en la jornada del sábado como, sobre todo, en la del domingo, Sergio demostró que está en muy buena forma para afrontar el Accenture que comienza la próxima semana (del 22 al 26 de febrero) en Arizona.

Al final, Sergio (-5) fue cuarto, empatado con otros cuatro jugadores, Dustin Johnson entre ellos.

UN PLAY OFF DE INFARTO

Phil Mickelson, con sus tres primeras tarjetas de 66, 70 y 70, para un acumulado de -8 fue líder del Northern Trust Open de California durante las tres primeras jornadas y durante buena parte de la cuarta. El zurdo de San Diego sigue haciendo gala de su buen juego después de su triunfo en Pebble Beach, la pasada semana, en la que dejó fuera de combate a Tiger Woods. Sin embargo, sus dos bogeys en la parte final de la última vuelta, le relegaron a la tercera posición y solo un espectacular putt de 15 metros en el hoyo 18 le metió en play off con el hierático Bill Haas y el nervioso Keegan Bradley que no paró de escupir durante el final del recorrido y, especialmente en el play off.

Un play off que duró dos hoyos y empezó en el 18, par 4, con el par de los tres jugadores. En  el siguiente, el 10, un par 4 de 285 metros, los tres jugadores siguieron una estrategia de salida que les dejó a los pies de los caballos. A Mickelson, la madera tres le llevó al rough de la derecha del green, con un bunker por medio y sin sitio para botar la bola y dejarla cerca del hoyo. Con madera tres, también Keegan Bradley se fue al bunker de la derecha del hoyo. Haas utilizó el driver, a pesar de haber visto en mala situación a sus dos rivales, y se fuer a la izquierda del hoyo, a un rough denso que solo le permitía la posiblidad de jugar a la derecha de la bandera, lejos del agujero.

Y aquí vinieron los segundos golpes. Haas jugó al centro de green y dejó la bola a unos diez metros; Mickelson dio un golpe extraordinario pero el green le recibió cuesta abajo y la bola se fue al bunker del otro lado. Por su parte, Bradley sacó la bola del bunker y la dejó a unos tres metros del hoyo, pero en el borde del rough.

Jugó primero Haas y metió el birdie. Y ahí se acabó todo.El jugador de Caarolina del Norte, ganador en 2011 del Tour Championship, el torneo final de la FedEx Cup, a sus 29 años, logró su cuarta victoria en el PGA Tour y se embolsó 1.188.000 $, de los 6.600.000 $ que se repartían en premios y 500 puntos de la FedEx Cup que le colocan en lugares de privilegio.

Lástima que Mickelson no pudiera sumar su segunda victoria consecutiva. Ahora descansará con su familia durante el Accenture, como tenía previsto y tendrá la satisfacción de comprobar como su juego, a sus 41 años, le permite ganar una semana en Pebble Beach a su eterno rival, Tiger Woods, y a la siguiente quedar empatado y perder en play off, con jugadores de una generación posterior. 

Kyle Stanley, el héroe del Farmers Insurance Open, también en California, hace dos semanas, ocupo el puesto 24, al par, mientras que el número 1 del mundo, Luke Donald, que no parece haber empezado bien el año, firmó un 78 en la última vuelta y se conformó con el puesto 56.

EL ACCENTURE MATCH PLAY

  

Este torneo californiano es el aperitivo de Sergio antes del plato fuerte del Accenture Match Play, de la última semana de febrero. Sergio García jugó las dos primeras jornadas formando trío, con el veterano Fred Couples, que con +4 no pudo pasar el corte y el joven australiano Jason Day. 

No pasaron el corte ninguno de los jugadores de habla hispana presentes en el Riviera C.C. Ángel Cabrera, Camilo Villegas, Andrés Romero y Jhonattan Vegas, se quedaron fuera del fin de semana.

Mickelson no estará en el Accenture Match Play, que empieza el 22 de febrero en Arizona, como queda dicho, y donde participarán cinco españoles: Sergio García, Álvaro Quirós, Miguel Ángel Jiménez, Gonzalo Fernández Castaño y Rafa Cabrera Bello. También estará Luke Donald, que defiende título y, por supuesto Tiger, que intentará reivindicar su disposición para ganar de nuevo un torneo importante.

EL PRIMER GOLF OFICIAL DE SERGIO CON EL BORRIOL C F

Sergio, viajó a California después de jugar en Qatar y pasar por su pueblo castellonense, no solo para descansar, sino para jugar un partido oficial con el Borriol, el equipo de fútbol del cual es presidente y, además, jugador con ficha y capitán.

Y García no solo jugó un partido oficial, sino que se estrenó como goleador en el fútbol de categoría nacional. Sergio marcó el cuarto gol del Borriol, en su victoria por 6 a 0 ante el Juventud Barrio del Cristo, junto con el que milita en el grupo VI de Tercera Divisón, categoría a la que el Borriol ascendió el pasado año.

Aunque el golfista jugó como titular en el partido jugado en la segunda semana de febrero, no es la primera vez que lo hace esta temporada y, aunque el equipo es nuevo en la categoría, se mantiene en la zona templada de la table, lo cual ya es mucho mérito para una localidad tan pequeña como Borriol.

No es posible comentar.