Torneos

Adri Arnáus (-18), segundo en Praga, a un golpe del vencedor, Thomas Pieters

Ver leaderboard del Masters de Praga

Más de un mes después el Tour Europeo volvió a su rutina regular con el D+D Real Czech Masters, en Praga (15-20), con nueve españoles en liza. De los nueve iniciales, solo tres pasaron el corte del viernes, que se estableció en -3 y que superaron 70 jugadores.

El ganador fue el belga Thomas Pieters (67, 67, 66, 69) que acabó (-19) con solo un golpe de ventaja sobre Adri Arnáus. El español (71, 65, 65 y 69) con un acumulado de -18, fue segundo en solitario y con el premio de 111.110€ se coloca en el puesto 46 en la Carrera hacia Dubai y se acerca, una vez más, a su objetivo de victoria en el European Tour.

Los otros dos españoles que pasaron al fin de semana, Gonzalo Fernández Castaño (70, 70, 67 y 72) e Iván Cantero (71, 67, 72 y 69) empataron (-9) con otros cinco jugadores en el puesto 23.

Fuera del corte en el Albatross G.C. (par 72) cercano a Praga, se quedaron Adrián Otaegui, Alejandro Cañizares, Pedro Oriol, Eduardo de la Riva, Pep Anglés, y David Borda, todos ellos, menos Otaegui, muy necesitados de buenos resultados para continuar con su presencia en la temporada próxima del Circuito Europeo.

Mientras en Estados Unidos el PGA Tour finaliza con sus tres play off, con casi 10.000.000$ cada uno, el Circuito europeo inicia la parte final de su calendario con cinco pruebas que tienen entre 1.000.000 y 2.500.000€ en premios, lo que las hace poco atractivas para aquellos jugadores que ya han finalizado su temporada americana y podrían acercarse a Europa.

No nos engañemos, con estos premios, que es lo que hay, y que no falten, el Circuito Europeo no será otra cosa que un trampolín para que todo aquel que destaque se marche a toda prisa al lugar donde se reparte más dinero. Así es y así hay que asimilarlo.

Solo con la llegada de las pruebas de la Rolex Series, con 7.000.000€, en septiembre y octubre, tendremos en el European Tour a alguno de los mejores del mundo, especialmente en el BMW Championship de Wentworth, a mediados de septiembre, donde ya hay anunciados casi todos los europeos que disputan el PGA Tour habitualmente.

En esta ocasión, en el Masters de Praga, dotado con 1.000.000€, el incombustible Ernie Els era una de las figuras más destacadas de la prueba, pero no pasó el corte, como tampoco lo hicieron Eddie Pepperell y Lee Westwood, entre otros.

No es posible comentar.